Prescripción de los delitos

,

La mayoría de las personas que poseen algún tipo de conocimiento sobre el derecho penal saben señalar o reconocer diversos tipos de delito. Ya que sin duda alguna desde muy temprana edad se enmarcan ciertos derechos y deberes morales, los cuales se extienden en el ámbito legal. Ahora bien, lo que muchos desconocen es el gran índice de prescripción de los delitos. Lo que se podría traducir a la imposibilidad de ser juzgados luego de transcurrir un tiempo determinado. 

De hecho, este término es mucho más habitual de lo que la mayoría espera, por lo que resulta necesario conocer un poco más sobre la prescripción de delitos y sus características. 

¿De qué trata la prescripción de delitos?

Tal y como se pudo adelantar, la prescripción se podría definir de forma textual como la extinción de la responsabilidad penal que pudiera poseer un sujeto en consecuencia de realizar alguna acción delictiva y pueda encontrarse dentro de lo estipulado en el Código Penal. 

En pocas palabras, el delito podría prescribir tras pasar una cantidad de tiempo estipulada, efecto que se encuentra relacionado directamente con los principios y derechos irreversibles dentro de la Constitución Española. 

Basados en esta realidad, el artículo 9.3 de dicha Constitución establece que todos deberán disponer de un proceso judicial sin dilaciones indebidas en el tiempo. Además, la prescripción de delitos se debe clasificar en: 

  • Delitos leves: recae en las acciones delictivas en donde la responsabilidad penal dictamine un máximo de 5 años de prisión, a menos de que se trate de un delito de injuria o calumnia, los cuales prescriben solo 1 año. 
  • Delitos graves: para estos casos la legislación se plantea mucho más amplia a comparación de los delitos leves, ya que van desde los 5 años hasta los 20 según sea el caso, dictaminando así prisión o inhabilitación.

¿Cuándo se prescribe un delito?

Para determinar un tiempo exacto, es necesario destacar que todo inicia cuando se comete el acto delictivo en sí mismo. Pese a esta realidad, existen infracciones punibles, las cuales se desarrollan de forma habitual o permanente. De ser este el caso, dicho plazo se computará desde la fecha de la realización del último hecho castigable, es decir, desde que finalizó la acción ilegal. 

Para mayor información sobre la prescripción de delitos, no dudes en contactar con Abogados Pamplona Zubiri & Zudaire.